José Luis Vicente: «Seguimos apostando por formar a las mujeres»

José Luis Vicente, en los estudios de Teledonosti./
José Luis Vicente, en los estudios de Teledonosti.

RAQUEL RODRÍGUEZSAN SEBASTIÁN.

En 1918 abrió sus puertas como un centro pionero en la formación y promoción laboral de la mujer. Hoy las aulas de Elizaran ikastetxea son mixtas, pero su apuesta por apoyar la educación de las mujeres se mantiene. Ofrecen Formación Profesional y educación para adultos a 150 alumnos. Y celebran, como explica su director, José Luis Vicente, una Medalla al Merito Ciudadano de San Sebastián que pone la guinda a un siglo de andadura.

-La concesión de la Medalla al Mérito Ciudadano ha llegado en su 101 aniversario, ¿qué supone para Elizaran Ikastetxea recibir este galardón?

-Ha sido un colofón perfecto al año del centenario y una magnífica manera de empezar un nuevo siglo. Es un reconocimiento a una labor social que se ha hecho durante cien años dedicados a la educación.

-¿Cuál ha sido la evolución del centro desde la primera piedra hasta la oferta actual?

-La fundadora, Micaela Elizaran, destinó parte de sus bienes a crear este centro, pero con la condición de que ofreciera educación a niñas y mujeres sin recursos. Fue una iniciativa muy adelantada a su tiempo, muy social, que quiso ayudar a las mujeres a tener una independencia económica, un trabajo. No ofrecía una enseñanza tradicional, sino formación básica y profesional. Hoy en día ya hay chicos, pero seguimos apostando por la formación de mujeres en el sentido de que sigan estudiando y tengan una vida independiente.

-Así que el espíritu con el que nació sigue vigente.

-Efectivamente. Tenemos como premisa absoluta empujar especialmente la educación y formación de mujeres. Muchos de nuestros alumnos proceden de situaciones de fracaso escolar, no les gusta, no quieren o no tienen apoyos para estudiar. Nuestra misión es que eso cambie, con la idea sobre todo de que luego continúen estudiando, especialmente las mujeres, que suelen tener menos apoyo en el ámbito social y familiar para seguir con su formación.

-¿Cómo han recibido los alumnos la Medalla?

-Al principio no eran muy conscientes, pero ahora sí se sienten partícipes. Que el centro al que acuden reciba premios les convierte en protagonistas. Y la visibilidad nos viene muy bien porque estamos en la Parte Vieja, donde hoy en día prácticamente no hay gente joven.

 

Fotos

Vídeos