Uno de los ensayos de la tamborrada infantil. / eli aizpuru

La tamborrada infantil de Azpeitia saldrá este viernes

Ante la mejoría de las previsiones meteorológicas se ha acordado mantenerla el Día de San Sebastián y no posponerla

A.L.

La tamborrada infantil de Azpeitia se celebrará este viernes y no se pospondrá al domingo. Ante la mejoría de los partes meteorológicos, los niños saldrán a desfilar a las 12.30 horas el Día de San Sebastián. Así lo ha anunciado el Ayuntamiento de Azpeitia, después de la reunión que este mediodía han celebrado representantes del consistorio, de los centros escolares Ikasberri, Iraurgi y Karmelo Etxegarai, del grupo de dantza Itsasi y de la escuela de música Juan de Antxieta. También ha participado una representación de las asociaciones de padres de los colegios. En la cita han analizado los pronósticos para mañana, que prevén que las lluvias remitan de madrugada y no se registren precipitaciones al mediodía, por lo que se ha decidido que la tamborrada infantil salga con normalidad en el día grande.

Los coles de Azpeitia, preparados para la Tamborrada Infantil.

Galería. Los coles de Azpeitia, preparados para la Tamborrada Infantil.

En Donostia, cualquier retraso por condiciones meteorológicas adversas se decide a última hora y la comunicación oficial sobre la suspensión de la tamborrada infantil se haría el día 20 de enero, a las 10.30 horas, aproximadamente, vía mensaje. En todo caso, parece que este año los 4.700 pequeños tamborreros, barriles, cantineras y demás integrantes de las 48 compañías podrán iniciar su desfile a las 12.00 horas, a tenor de la remisión de las lluvias que se prevé a partir de la madrugada de mañana.

Countdown

El último pronóstico realizado por meteorólogos de Aemet este mediodía trae buenas noticias, si se compara con las inclemencias de los últimos días y las previsiones tan nefastas que había para el Día de San Sebastián. «Parece que finalmente va a ser una jornada decente, maja», explica Miguel Ángel Manjón, experto de Aemet, que pronostica que dejará de llover de madrugada y es «muy poco probable» que llueva a lo largo del viernes. Eso sí, habrá que echar mano de camisetas térmicas, aunque al menos no hará tanto frío como el previsto para el fin de semana.